Polémico partido que aumento la mala racha de Santa Fe con la Liga Águila

El apocalipsis de Independiente Santa Fe. Otro día para el olvido: cayó 2-1 en su visita al Atlético Bucaramanga en un partido correspondiente a la fecha 14 de la Liga Águila.

El conjunto cardenal acaba de registrar la peor racha en su historia sin conocer la victoria, luego de 14 partidos del torneo local con un saldo de nueve empates y cinco caídas. Para el torneo clausura de 2007, los bogotanos habían enlazado 13 partidos sin ganar. Se tocó fondo.

Los goles llegaron en el cierre del partido: a los 73 minutos, Johan Arango abrió el marcador con un buen remate cruzado que no pudo contener Nelson Ramos. Un gol que fue una descarga emocional para los cardenales, que se ilusionaban con el milagro -porque ganar al menos un partido ya tiene tintes utópicos-, pero ahí apareció: Maximiliano Núñez, quien entró a los 77 minutos y fue el punto de quiebre del encuentro.

El argentino se reportó con doblete (77′ y 86′) y sepultó las ilusiones del conjunto dirigido por Gerardo Bedoya, quien no ha tenido un buen rendimiento en su primera aventura como director técnico. Hernán Torres suena como su reemplazo.

Nada fluye en Santa Fe. Algunos tratan de sacar el equipo adelante a punta de actitud y ganas, pero no ha sido suficiente. Falta talento, también suerte. Se nota que hay un problema psicológico en los jugadores por el mal ambiente que se respira, uno de los más difíciles en la historia del club. Son penúltimos con apenas nueve unidades, mientras Bucaramanga hace ademanes de meterse en los ocho mejores con 19 puntos.

Le puede interesar: Millonarios más líder que nunca, derrotó a Cúcuta 1-0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *