[IMÁGENES FUERTES] A la cárcel obrero que mató con una pica a su compañero [VIDEO]

Incoherente, así se mostró Jhonatan Ortega Hoyos de 30 años de edad, en entrevista con su abogado defensor previa a la audiencia que enfrentaría por el brutal asesinato de Carlos Alberto Largo Osorio, su compañero de trabajo, hecho de sangre registrado en la tarde del lunes en una obra de construcción en el Parque Industrial.

El togado consideró que este hombre no se encuentra en sus cabales, pues no coordina ideas y asegura no saber por qué cometió el aberrante crimen, así que le sugirió no aceptar los cargos que enfrentaría por homicidio y así poder solicitar a su favor un examen psiquiátrico; sin embargo el procesado no quiso hacerle caso y ante los estrados aceptó en varias oportunidades su responsabilidad, fue así como la juez con función de control de garantías lo envío directo a prisión.

El hecho

Carlos Alberto murió después de que Jhonatan lo golpeara despiadadamente con un martillo y le clavara una pica en la cabeza, momentos en que la víctima intentaba instalar una tubería en un lote del barrio Guadualito.

De acuerdo con lo manifestado por la Fiscalía, el hoy procesado primero dejó inconsciente a Largo Osorio al propinarle golpes con el martillo e intentó huir del lugar, sin embargo segundos después regresó y usó la pica para segarle la vida, incluso intentó sepultarlo.

Por versiones de los mismos compañeros de ambos hombres, cuando uno de ellos quiso auxiliar a la víctima aún con vida, el hoy procesado se lo impidió e incluso le dijo que si nunca “había visto un muerto” y le sugirió enterrarlo, fue entonces cuando el testigo sin poder hacer nada, se vio obligado a huir para salvaguardar su vida.

Jhonatan quien es natural de Apartadó (Antioquia), fue encontrado por la policía a un lado del cadáver y al notar su presencia de inmediato dijo ser el responsable, fue así como fue llevado ante la justicia.

Mientras el ente acusador narraba lo ocurrido Jhonatan no dejaba de tocarse la cabeza y mostraba síntomas de locura, por lo que la juez también concluyó que se trataba de una persona que representaba un peligro para la sociedad.

Se logró establecer que ambos hombres nunca sostuvieron discusión alguna, y sigue sin conocerse los motivos que llevaron al antioqueño a acabar con la vida de su compañero con quien hace solo tres semanas estaba trabajando; compañeros aseguraron que la víctima le había pedido al victimario cerrar el flujo del agua y después ocurrió el asesinato.

Será entonces en otro momento del proceso judicial que se determinará si este hombre es inimputable a través de pruebas de Medicina Legal, por lo pronto deberá permanecer tras las rejas de la prisión.

Procesado

Ortega Hoyos es un hombre que hizo parte del Ejército Nacional años atrás, pero a quien al parecer el uso excesivo de las drogas lo habría llevado a decaer tanto mental como físicamente.

En sus redes sociales yace la imagen del hombre que un día aseguraba que la salvación de la humanidad estaba en manos de Dios. Este hombre al parecer tiene una hija menor de edad.

Le puede interesar: Nairo sorprendió y se metió segundo en la general en la Vuelta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *