Candidato a la alcaldía de Medellín denunció que es amenazado y tiene hostigamientos en su campaña

Advirtiendo que ha recibido mensajes intimidantes y presuntos seguimientos irregulares, el candidato a la alcaldía de Medellín, Daniel Quintero, denunció que ha sido víctima de amenazas contra su vida y su campaña política.

Quintero, que apostó por un movimiento independiente para llegar a la administración de la capital de Antioquia, alegó que vía WhatsApp ha recibido mensajes amenazantes, como “Te vamos a matar como un maldito perro” o “Maldita rata vas a morir”.

Adicionalmente, dio cuenta de una supuesta vigilancia por parte de personas encapuchadas a su sede, sumado a presuntos seguimientos a sus recorridos de campaña. Para el aspirante, se trata de “un complot” para atentar contra su vida, acompañado de la instalación de propaganda negra en su contra.

La denuncia fue elevada ante al Comité de Garantías Electorales en el edificio de la Secretaría de Seguridad de Medellín. “Vinimos a presentar las pruebas que demuestran la existencia de un complot en contra de mi vida, la de mi familia y mi campaña. No queremos que nadie se sienta inseguro en este ejercicio democrático y por eso venimos a denunciar la campaña sucia y las amenazas”, afirmó el candidato.

Recientemente, el Centro de Recursos para Análisis de Conflictos (Cerac) reveló que septiembre ha sido uno de los meses más violentos en materia de violencia política en los últimos dos años. El número de acciones, muertes y amenazados en este tipo de violencia llegaron a los niveles más altos registrados desde 2018.

Según su más reciente informe, el número de muertes registradas en septiembre (20 en total), no era observado desde el anterior pico en enero de 2018, cuando se registraron 30 muertes. Asimismo, el alto número de amenazados durante este mes no se registraba desde octubre de 2015, cuando se llevaron a cabo las anteriores elecciones locales y regionales.

Le puede interesar: 30 heridos dejaron choques entre campesinos y el Esmad en Putumayo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *